MENTORING PSICOLÓGICO

Siguiendo uno de nuestros valores que es la formación integral de la persona, ofrecemos un servicio de Mentoring Psicológico para ayudar a nuestros alumnos a alcanzar la excelencia personal y profesional.

Este servicio está orientado a ayudar a los alumnos con las dificultades que pueden surgir en su carrera profesional, a resolver las dudas de hacia dónde dirigirse, a desarrollar sus recursos de afrontamiento de las distintas situaciones, potenciar sus recursos de cara a su futuro profesional y ayudar a fomentar esa carrera de desarrollo laboral.

Un mentor, es una persona que, con mayor experiencia o conocimiento asesora a una persona de menos experiencia o conocimiento en su proceso de cambio. El mentor ayuda y apoya al alumno en la consecución de sus objetivos, facilitándole la información, las herramientas y el acompañamiento o supervisión más adecuado. Esto se hace a través del aprendizaje de nuevos procesos en los que el alumno participa activamente accediendo a su potencial y desarrollando sus recursos.

El proceso de mentoring psicológico se conoce como asesoramiento y se diferencia de la terapia humanista convencional en que este proceso de cambio está más enfocado en la solución de problemas o el aprendizaje y desarrollo de destrezas. No obstante se basa en la terapia humanista convencional por lo que mantiene una actitud de aceptación incondicional y no juicio durante todo el proceso, asegurándose que son los intereses del cliente, sus necesidades y deseos el foco de atención en todo momento.

En el Mentoring Psicológico se trabaja desde el presente hacia el futuro, enfocando lo que se quiere conseguir: los objetivos o metas. Se establece una relación pautada entre el cliente y el mentor para apoyarse en el potencial del cliente y construir las habilidades y destrezas del proceso que quiere conseguir el cliente, integrando los diferentes aspectos de la personalidad, facilitando la toma de consciencia de la persona, aumentando la autorresponsabilidad desde una visión positiva y de confianza en los recursos propios del cliente.